Síntomas y soluciones del primer trimestre

Sep 16, 2016

Sintomas 1 trimestre

Síntomas y Soluciones del primer trimestre

Los síntomas del primer trimestre llegan muchas veces como una sorpresa, nos cuesta creer que sean posibles tantos cambios en el cuerpo antes de que se empiece si quiera a notar la barriguita. Pero para muchas mujeres, antes de que el embarazo se note desde fuera, los síntomas los sientes completos desde adentro.

Los síntomas del primer trimestre pueden variar en tipo e intensidad de mujer a mujer; mientras algunas pueden pasar algunos días en el hospital durante el primer trimestre (por ejemplo por deshidratación por  hyperemesis gravidarum), otras pasan derecho solo sintiéndose un poco más cansadas de lo normal. A continuación hay algunos de los síntomas comunes que sienten las mujeres durante el primer trimestre y algunas “soluciones” o mejor, ayudar porque si somos sinceras, la única solución es cuando tienes a tu bebé.

Sangrado de implantación– Entre 6 y 12 días después de la fertilización del óvulo, este se implanta en el útero lo que puede causar un ligero sangrado.  Este síntoma no requiere ninguna solución como tal, es algo ligero y pasajero, pero saber que existe ayuda para prepararte mentalmente y que no te preocupes si sangras un poco.

Pecho sensible – Gracias a las hormonas del embarazo, uno de los primeros síntomas es sensibilidad en el pecho. Para algunas es dolor,  para otras pesadez o incomodidad, y puede durar unas semanas, todo el primer trimestre o todo el embarazo. Un buen top y evitar dormir boca abajo pueden ayudar a aliviar la incomodidad.

Nausea – Otro síntoma causado por las hormonas, la mayoría de las mujeres solo sientes las nauseas a partir de la semana 6 – 8, algunas sienten las nauseas antes. Para las mejores soluciones y ayudas contra las nauseas puedes leer nuestro articulo en Zona para Mamás.

Cansancio o fatiga – Las hormonas son también las culpables de este síntoma, y la solución es muy sencilla: Dormir! No te sientas culpable si tienes que tomar una siesta en la mitad del día y asegúrate  de dormir 8-10 horas todas las noches.

Cólicos – A medida que tu útero cambia y crece, sobre todo si este es tu primer embarazo, puedes sentir dolor parecido a los cólicos menstruales. La solución es similar a lo que hacías cuando tenías cólicos, una bolsa de agua caliente, un baño con agua caliente, un te de manzanilla…

Dolor de espalda – El dolor de espalda es a menudo el resultado de los cólicos o de los ligamentos aflojándose durante el embarazo. La ayuda es cuidar de los movimientos que haces en el día a día, la forma como te sientas y como estiras tus músculos. Puedes leer más sobre este tema en nuestro articulo sobre el movimiento durante el embarazo.

Ganas de ir al baño  – En el primer trimestre, las ganas de ir al baño frecuentemente no se deben al tamaño del bebé presionando en tu vejiga, si no a la cantidad de líquido que tu cuerpo comienza a producir y retener. Desafortunadamente no hay nada que hacer al respecto.

Sensibilidad a los olores y comidas– Este síntoma es parte del paquete de nauseas mañaneras, y las ayudas que escribimos en nuestro post anterior ayudan con esto también. Otra solución incluye evitar ir al mercado o mantenerte muy alejada del pasillo de pescados y mariscos.

Mareos y desmayos – Este síntoma no es sólo para las películas, los cambios en la cantidad que sangre que produce tu cuerpo o los cambios en el nivel de azúcar en la sangre pueden hacer que te marees o desmayes. No hay soluciones pero si una recomendación, si te empiezas a sentir mareada, debes sentarte y pedir ayuda, no esperes a sentirte muy mal porque la caída podría lastimarte.

Cambios de animo– Si te sientes más irritable, con ganas de llorar, y otros cambios de ánimo frecuentes y violentos, puedes atribuir este síntoma a las hormonas del embarazo. No hay mucho que puedas hacer al respecto más que pedir la comprensión de tus familiares y pareja y saber que al final del día la recompensa de tu bebé valdrá la pena.

Pin It on Pinterest

Share This